sábado, 18 de abril de 2009

Aprobados, costes y universidades

Parece que no termina de desaparecer el globo sonda del gobierno central sobre la financiación de la universidad por parte de los "vagos". La prensa local nos presenta ahora datos particulares que demuestran que un porcentaje nada despreciable se beneficiaría de esa hipotética medida anunciada de devolver el coste de la matrícula a los que aprobasen todo.

Quizá no estén tan lejanas medidas en esta dirección. En las carreras de toda la vida la matrícula da derecho a dos exámenes, el de junio y otro (que tradicionalmente estaba en septiembre, aunque a partir del próximo año será en julio). Sin embargo en los nuevos grados, lo que está previsto (y como se puede ver -2- muy alabado por los políticos) es que tras suspender una vez puedas cursar de nuevo, en el semestre consecutivo, la misma materia. Supongo que pagando una nueva matrícula (probablemente entonces, a coste de segunda matrícula). Quizá esto vaya en la dirección correcta, sobre todo si los aspectos metodológicos del EEES se implantan también y los profesores nos dedicamos a tutorizar el aprendizaje en vez de a enseñar (y como resultado se aprueba mucho más); pero lo que es seguro es que supone una modificación importante de las condiciones habituales.

Mientras se aprobaban estas cuestiones los estudiantes de nuestra universidad ¿han aclarado estas dudas? ¿han velado por los costes de esas matrículas? ¿han protestado pacíficamente por la pérdida de una convocatoria? Pues no, estban organizando unas estupendas jornadas nada menos que sobre "la calidad en el nuevo marco de Bolonia", y nos han enviado cerca de 20 correos para invitarnos al acto. Una cosa es la hperreactividad absurda de los estudiantes catalanes que protestaban por ideas falsas y otra cosa es este hiperborreguismo.

No quiero terminar sin manifestar mi sorpresa por los datos del artículo (1), tanto los de números de estudiantes en las dos universidades como los porcentajes de aprobados. Eso daría para otra entrada, pero tendría que empezar por comprobar su grado de fiabilidad y oficialidad, cosa que como vengo comentando hace meses es muy difícil.
Publicar un comentario en la entrada