martes, 1 de julio de 2008

Bolos ultramarinos

Hoy he llegado a Cambridge (Masachusets) desde Washington. En un par de días comienza otro congreso en el que nos han aceptado comunicaciones (esta vez se trata del comportamiento electromagnético de esferas dieléctricas, creo que sobre eso no entraré en detalles aquí). Parece que este año los bolos van por parejas.

En el primer vuelo se perdió mi maleta, que recuperé a los 3 días después de múltiples llamadas, y en el de hoy casi pierdo el avión por la inmensa cola que había para facturar. Me ha salvado un empleado amable (de entre unos cuantos bordes) y echarle cara y saltarme la cola. No son grandes aventuras, otros lo pasan peor, pero resulta muy incómodo.

El intento de dejar cerrados un buen montón de temas y la preparación de viajes hoteles y presentaciones me ha dejado el hueco más largo sin posts en los casi 6 meses de blogero. Casi seguro que ahora será al revés, porque ahora enfrento uns días relativamente desocupados y solitarios.
Publicar un comentario en la entrada