lunes, 13 de julio de 2009

Un trabajo de agradecer

Hoy día 13 está previsto que llegue a las librerías un libro dedicado a aportar evidencia sobre la estupidez de la conspiración lunar, ese bulo que pretende que la llegada a la luna fue grabada en unos estudios de cine y que nunca se llegó. Su autor es un incansable bloguero, profesor, divulgador y tío simpático en general (entre otras cosas). En la red ya hay un montón de reseñas del libro (1, 2, 3) y un vídeo promocional.

Hoy quiero darle las gracias especialmente a Eugenio. Gracias a él y a personas como Javier Armentia (con la colección y con la Asociación), Martin Gardner (La ciencia: lo bueno, lo malo y lo falso), Federico di Troccio (Las mentiras de la ciencia), ... gracias a ellos los que somos más vagos disponemos de compendios fiables en los que encontrar los datos necesarios para mantener el pensamiento crítico operativo. Uno no puede estudiarlo todo a fondo, y está muy bien que haya personas que en nombre de todos los "incrédulos" persigan a los doblacucharas hasta que descubran su truco, exijan comprobaciones a los mentalistas (que nunca llegan a pasar). De entre las tareas que exige el avance de la ciencia, la persecución de timadores me parece una de las más ingratas, pero también de las más necesarias. Por eso creo que hay que animar mucho a los que dedican a ello su tiempo.

Lo dicho: muchas gracias
Publicar un comentario en la entrada