lunes, 13 de febrero de 2017

Científicos independientes y amigos

Hace unas semanas comentaba la importancia del funcionariado para disponer de científicos independientes. Un amigo mío, geólogo, ha sido despedido como profesor universitario tras 25 años en UNa universidad en gran medida (quizá exclusivamente) por las opiniones que sostiene basadas en su juicio técnico.

Hoy le dedica Javier Armentia su columna al tema y el interesado lo contó en su blog hace unos días (ver).


Yo no tengo más que añadir salvo solidarizarme ¡Ánimo Antonio!
Publicar un comentario en la entrada